Letra C Inicio Contacto  

 

"Carlos, el Chacal"

Terrorista internacional

 

 

 

Ilich Ramírez Sánchez nació el 12 de octubre de 1949 en Caracas (Venezuela). Fue le primogénito de José, abogado, y Elba María. Su nombre fue elegido por su padre, de ideología marxista-leninista, que llamaría a sus otros dos hijos, Lenin y Vladimir, completando así el nombre del líder de la revolución soviética. En su infancia, Ilich y sus hermanos fueron educados en casa por profesores particulares. A partir de los 10 años, la familia vivió en México, Jamaica, Colombia y EEUU. En 1964, regresaron a Caracas e Ilich inició estudios secundarios en el prestigioso instituto Verenne Corot. "Mi carrera política empezó en la escuela. En 1964, me afilié al Partido Comunista Estudiantil y, al año siguiente, ya era jefe de mi sección. La escuela estaba en el centro de Caracas y coordiné muchas manifestaciones", dijo en una entrevista.

 

Aunque ya se habían separado, tanto José Ramírez como Elba María Sánchez desaprobaban las actividades violentas de su hijo e intentaron alejarlo de aquel ambiente enviándolo a estudiar a Londres, pero Ilich no dejó su activa militancia y, en la capital británica, fundó una organización estudiantil internacional. Tras dos años en Gran Bretaña, se trasladó a Moscú, ya que el Partido Comunista de Venezuela le pagó su formación en la Universidad Patricio Lumumba. Pero lejos de estudiar, dedicaba la mayor parte del tiempo a montar fiestas en las que no faltaban el alcohol ni las mujeres.

 

En el verano de 1970 viajó a Beirut para asistir a un seminario organizado por el Frente para la Liberación de Palestina, organización con la que simpatizó y que le instruyó como guerrillero. Uno de sus líderes, Wadi Haddad, le eligió el alias con el que pasaría a la posteridad: Carlos.

 

Participó en el Septiembre Negro palestino

 

Su primera participación en la lucha armada coincidió con el conflicto conocido como Septiembre Negro, que enfrentó a palestinos y jordanos. Expulsado de la universidad moscovita, que desaprobaba el camino que había tomado, Ilich prosiguió su formación en Londres, donde mantuvo una relación sentimental con una joven española. En 1973, llevó a cabo su primera misión en solitario. Le habían encargado matar al empresario Joseph Sieff, vicepresidente de la Federación Sionista Británica. Carlos se presentó en su casa y, aunque le disparó tres veces, sólo consiguió herirle en la boca. Por aquel entonces, el terrorista ya tenía su propia teoría sobre cómo debía ser el golpe perfecto: "Para llevar a cabo un asesinato como es debido hacen falta dos pistolas, una con silenciador, y otra, muy potente, para defenderte en caso de sorpresa. También son necesarias dos granadas y un chófer. Esto es el mínimo estricto para que la operación tenga éxito". Tras el fallido asesinato, Ramírez tiró dos bombas en un banco israelí de Londres, provocando graves desperfectos en el edificio. La policía dio con su apartamento, pero el terrorista ya había huido. Entre sus pertenencias, encontraron un ejemplar de la novela "Chacal", de Frederick Forsyth, por lo que la Interpol lo apodó así.

 

Instalado en Francia, siguió protagonizando actos violentos. En París, lanzó una granada contra un restaurante que provocó dos muertos y treinta heridos. Carlos estuvo a punto de ser detenido por la policía francesa cuando se encontraba en una fiesta, pero logró escapar matando a dos agentes y al delator que había llevado a los agentes al lugar donde podían encontrarlo. Para esconderse, se trasladó a Beirut. En la capital del Líbano, reunió un pequeño grupo de seis personas y planeó el asalto a la reunión de la OPEP en Viena, en la que participaban ministros de todo el mundo. El 21 de diciembre de 1975, entraron en la sede del encuentro y tomaron más de 60 rehenes. Carlos fue el encargado de llevar a cabo las negociaciones con el gobierno austriaco y consiguió que le facilitaran un avión con el que, el 22 de diciembre, iniciaron un periplo que los llevó a Bagdad, Trípoli y Argelia. En cada etapa fueron liberando a parte de los retenidos. Según algunos, el comando recibió 20 millones de euros de un gobierno árabe para evitar la muerte de sus representantes y Carlos se apropió de ese dinero.

 

En 1977, se asentó en Yemen donde formó su propia organización terrorista con hombres y mujeres procedentes de todo el mundo. Ilich y el nuevo grupo se convirtieron en mercenarios a sueldo, aunque actuaban sobre todo contra los intereses de potencias occidentales. Desde entonces, se le consideró como uno de los criminales más temidos de todo el mundo. En esa época, el venezolano inició una relación con Magdalena Kopp, una ciudadana alemana de su organización.

 

"Chacal" se relacionó con la Stasi, la Policía Secreta de la República Democrática Alemana, perpetrando diversos atentados en la República Federal, como el ataque a la emisora Europa Libre de Munich en 1981. Asimismo, recibió encargos de la Securitate rumana y, según algunos de sus biógrafos, también colaboró con el KGB soviético y la organización terrorista ETA.

 

 

 

 

Acciones para liberar a su mujer de la cárcel

 

En febrero de 1982, Magdalena Kopp fue detenida en París junto a otro miembro de la organización. A partir de entonces, todos los actos violentos de Carlos se centraron en intereses franceses con el objetivo de presionar al gobierno galo para que no encarcelara a su novia. En el mes de marzo, cinco personas murieron en un atentado contra el tren que cubría el trayecto entre Toulouse y París y, pocas semanas después, un coche bomba explotó en las inmediaciones de la sede de la revista árabe francesa "Al Watan Al Arabi", provocando un muerto y numerosos heridos. En 1983, Carlos y su grupo hicieron descarrilar un convoy del TGV. Mientras el terrorista llevaba a cabo estas actividades, Magdalena cumplió tres años de prisión, siendo liberada en 1985 por buena conducta. Se reunión con Ilich, con el que se casó en Damasco, capital siria donde nació su hija, Elba Rosa, el 17 de agosto de 1986.

 

Con la caída del muro de Berlín, en noviembre de 1989, también terminó la guerra fría, por lo que los "servicios" de Carlos ya no fueron requeridos por los países para los que solía trabajar. Tras residir en diversas zonas de Oriente Medio, se instaló en Jordania, donde conoció a Abdel Salam Adhman Jarrar Lana, una joven de 23 años (19 menos que él) que se convirtió en su segunda esposa. Este segundo matrimonio no impidió que "Chacal" acudiera a fiestas y flirteara con otras mujeres. "Lo único que sé es que un día me asesinarán. Y punto. por eso vivo por todo lo alto", había comentado. A finales de 1993, el terrorista más buscado del momento se instaló en Sudán, sin sospechar que el gobierno de ese país africano lo traicionaría, revelando su paradero a Francia, que lo buscaba desde 1975 por el asesinato de tres personas (dos agentes de policía y un delator). La detención tuvo lugar el 14 de agosto de 1994 en Jartum, la capital sudanesa, donde Carlos estaba convaleciente de una operación de varicocele (una dolencia testicular). El venezolano estaba durmiendo tranquilamente cuando un comando entró de madrugada en su habitación y le inyectó un narcótico para mantenerlo inconsciente. Trasladado inmediatamente a París, se le comunicó su detención e ingresó en la prisión de La Santé.

 

Casado, por el rito musulmán, con su abogada

Después de que él mismo se declarara autor de 83 asesinatos, fue juzgado en diciembre de 1977 y condenado a cadena perpetua. A pesar de estar entre rejas, volvió a enamorarse. Carlos inició una relación con su abogada francesa, Isabelle Coutant-Peyre, con la que se casó, en el 2001, en una ceremonia musulmana, puesto que la ley islámica permite a un hombre tomar varias esposas. En el 2003, publicó un libro con diversas reflexiones escritas en la cárcel, en las que aprobaba el comportamiento de Osama Bin Laden o Sadam Hussein.

 

La vida de este criminal venezolano ha sido recogida por escritores y cineastas. En 1993, David Yallop escribió "Hasta los confines de la Tierra. La caza del chacal". El filme mexicano "Carlos el terrorista" (1979) y el estadounidenses "Caza al terrorista" (1997) también están basados en su existencia, así como la francesa "Carlos" (2010). Asimismo, diversos documentales han abordado el perfil del terrorista.

 
 
 

 

 

 

 

Copyright©2014 GloriaCP.

Todos los derechos reservados. Prohibida cualquier reproducción.